GOAM (Grupo de oración de las altas montañas)

Voy a toda velocidad con una moto negra de enduro, muy parecida a aquella Yamaha DT de 125 ccc que tenía hace 10 años. Voy a gran velocidad, por un camino de tierra, es de noche, el aire es limpio y fresco y no se ve mucha vegetación a mi alrededor es más bien un paisaje rocoso, con escasas hierbas pero muy aromáticas todas ellas. No debe estar lejos el mar, pues percibo esa sensación tan característica que flota en el aire, el camino se llena de curvas empiezan a ser cuestas que ascienden con bastante pendiente, y veo como la mano que aprieta el acelerador se transforma en la garra de un ave rapaz, unos instantes después veo como me separo de la moto, asciendo rápidamente hacia el cielo, mi propia cara se ha transformado, mi cuerpo flota en el aire, tengo alas, soy de color negro me he convertido en un águila negra, que vuela y asciende a gran velocidad, siento la belleza de tener alas y balancearlas y flotar en el aire, asciendo mientras observo el paisaje, es de noche pero la visión de un águila es sagaz y de gran alcance, digamos que domino el paisaje, estoy en manos del espíritu, el cual me lleva a la cima de la montaña. Allí puedo visualizar el ave separado de mí, él está en tierra y camina,  yo estoy a su lado, vuelvo a ser un ser humano. Estoy desnudo en la cima de la montaña. Camino alrededor siento la conexión, es un momento mágico, algo clave va a suceder, esto tiene una razón, el espíritu del águila negra me ha traído hasta aquí, y eso tiene una razón, aún no alcanzo a comprender el porqué. De repente observo como desde la oscuridad aparece un viejo con barba y con un cayado , es como un sabio de las películas, se parece a Gandalf del señor de los anillos pero no es él, es un sabio ancestral un guardián custodio y avatar de otros planos de existencia. Un humano trascendido, el arquetipo de un Mago o un sabio en lo que alcanzo a comprender. Junto a él, otro ser con una túnica blanca, y de pelo largo, parece relacionada con este sabio de barba, pero es imberbe y algo más bajo, parece una mujer. No sé qué decir, existe comunicación psíquica y me tranquiliza su presencia. A lo que advierto que se está formando un circulo, pues siguen apareciendo seres que vienen de las sombras de la oscuridad de la noche, se van dejando ver y me rodean. Hay seres que llamaría galácticos, pues su configuración física no responde a lo que conocemos en este planeta, asi que comprendo que estoy siendo participe y testigo de una reunión de razas de otra dimensión que también podrían ser interplanetarias. Me han rodeado completamente son 12 no los he contado pero lo se, y no necesitan hablarme pues existe una comunicación llamémoslo, lenguaje no verbal, o incluso telepática. Algunos me parecen ya conocidos, algo familiares pues creo que me han acompañado en diferentes momentos de mi vida. Me tumbo y aparece un pentagrama en el suelo, quedo como atado a este símbolo, yo tengo los brazos en cruz y las piernas algo abiertas, de forma parecida al famoso dibujo de Leonardo Da Vinci. Cobra vida el pentaculo, todos ellos están haciendo que este símbolo se active y siento la energía vibrar no siento miedo, pues percibo que es una iniciación, están sellando en mi un propósito, una intención, al pentaculo lo rodea un circulo y comienzo a volar, literalmente me elevo unos 20 metros, y comienzo a girar, sobre mí mismo y con movimientos en diferentes direcciones, el color de la figura parece dorado y como en llamas. Tras unos instantes dando vueltas, regreso al suelo y desaparece el símbolo y el círculo, pero permanezco en el suelo. Me pongo de pie y recibo como un mensaje de todos en conjunto, es algo que parece ya decidido entre ellos, el que yo esté allí en medio. Pero digamos que he sido yo quien aceptó de algún modo esto. Así que me comunico de algún modo con alguno de ellos he incluso, doy un abrazo a un mimbro del círculo. En forma de agradecimiento, aceptación y respeto. Así que, tras unos instantes me quedo solo, a todo esto, un grupo de águilas negras permaneció todo el rato cerca mío, dándome su apoyo y su compañía. En total comunicación, podía sentir su la protección de estas aves. Así que, cuando me quedé solo, no estaba solo, pues seguían estas águilas conmigo. De repente un platillo volante se puso sobre mí, y con un haz tremendo de luz que intentaba abducirme. Esto no me parecía que fuera lo que yo buscaba ni esperaba, de tal modo que mi mente luchaba por impedir ese suceso. Surgió un tambor, el cual toqué, y con una rodilla clavada en el suelo y la otra como para levantarme, comencé a tocar con fuerza el tambor, buscando neutralizar el sentir de aquel haz de luz. Así que, tras unos instantes desapareció, y permanecí en la oscuridad con aquellas aves. Pude sentir el silencio de la montaña en compañía de aquellas aves y el frescor y frangancia del paisaje. Cuando sentí la necesidad de volver sobre mis pasos y me incorporé el espíritu del ave me trajo de regreso al mundo de los vivos. Tal y como la conocemos y llamamos, “La realidad ordinaria”.  

 

 

 

 

 

El propósito de GOAM, es unir a la humanidad con la intención de que a través de nuestra intención y a través del pensamiento, la visualización, la oración y el entendimiento, vayamos manifestando la realidad de que todos los seres humanos tenemos el derecho a una vida digna y plena, en paz y armonía con el universo.

Todos los habitantes tenemos el derecho y el deber de amarnos unos a otros, de respetarnos y de aportarnos bienestar, y mutuo respeto.

Con el conocimiento que nos aporta la ley de atracción y de manifestación de la realidad, sabemos que a través de nuestra intención y con el sentir que obtenemos con la energía de nuestro corazón, creamos el mundo.

El poder de la voz, la fuerza del corazón, y la capacidad de las montañas como vía de amplificación y resonancia de las energías que generamos, sabemos que ascendiendo a las más altas cimas del planeta, uniéndonos, y concentrándonos en pensamientos positivos, generamos la transformación que el planeta y la humanidad necesita.

 

Desde hace miles de años, los yoguis, ermitaños, sadhus, monjes, chamanes y todos las personas con conocimientos espirituales profundos han accedido a estas cimas o lugares de poder, con el objetivo de encontrarse con uno mismo y desde allí, proyectar sus pensamientos para manifestar en los planos de realidad, los deseos más puros y profundos, para que en sincronía con el cosmos, hacer que los obstáculos que impiden el completo desarrollo de la paz, el amor y la libertad entre los seres humanos desaparezcan y se esclarezcan sus pensamientos y emociones, para que en sintonía con el universo la realidad manifestada sea una, con el verdadero sentir del cosmos. Y así, la humanidad camine junta y en armonía hacia su propia evolución como especie, en donde cada uno como individuo y en conjunto, logremos los propósitos a los que estamos destinados.

 

 

 

 

 

LAS MONTAÑAS SAGRADAS

 

El conocimiento ancestral que nos ha llegado hasta nuestros días de la mano de las tribus indígenas americanas, como los Incas, Mayas, hopis, Lakotas, etc. nos muestra como en diferentes rituales, han hecho uso de viajes a las montañas para esclarecer sus pensamientos y obtener conocimientos directos de los espíritus, así como para realizar peticiones y saber cuándo estas se cumplirán. Alce negro en el libro “La pipa sagrada” nos cuenta como para obtener visiones se aislaba por varios días en la cima de una montaña y con trabajos de purificación, oración y uso ritual de plantas y otras herramientas, entraba en contacto, con su ser superior, o entidades espirituales que le otorgaban conocimiento.

Los Incas y más concretamente los Keros , tienen un gran conocimiento de las energías que se mueven en las montañas y de aquí comprendemos el sentido del APU, o espíritu de la montaña, ellos a razón de sus conocimientos y su sincronizidad con el universo, comprendieron hace más de 500 años que los españoles iban a dominar aquellas zonas que habitaban y por ello se introdujeron en las profundidades de los andes, en donde han permanecido por más de 500 años, y hace poco más de 50 años, decidieron salir y reencontrarse con el resto de la humanidad, pues su conexión con los espíritus de la naturaleza y su imposibilidad de seguir avanzando en el camino de la evolución, pues comprendieron que la humanidad es solo una. Han decidido salir de su aislamiento para colaborar con el resto de los humanos en el proceso de evolución, pues ellos saben que todos somos una sola humanidad y ya trabajan en el proceso evolutivo de todos. Mi agradecimiento a todas estas comunidades indígenas y mis deseos de que continuemos todos colaborando en este proceso evolutivo que nos afecta.

 

En las montañas del Tíbet saben muy bien como las montañas otorgan sus dones a quienes se acercan a ella con el espíritu adecuado. Los yoguis y sadhus en la india, han peregrinado y habitado lugares solitarios y remotos en diferentes lugares de los Himalaya desde donde han acrecentado la conciencia de la humanidad trabajando sobre su propio ser. En aquellos parajes solitarios sus dones espirituales se ven multiplicados gracias al poder que la montaña manifiesta y el ser humano con su conciencia y su resonancia se ha servido de esta capacidad mineral, natural y psíquica para elevar su conciencia y la de toda la humanidad.

 

En las leyendas de occidente como la del Mago Merlín y otras, siempre nos muestran a un mago en la cima de una montaña desde donde invoca el poder de los espíritus con los que se asocia y a los que define como guías y ayudantes. Los templarios además de saber del poder estratégico que tenían las cimas de las montañas para defender las localidades, sabían de su carácter sagrado y esotérico, pues en sus cruzadas por oriente, conocieron la secta del viejo de la montaña, los hasasins, legendarios guerreros que usaban el hachís y se valían del poder mistico, además de otras argucias para lograr sus fines. Por lo general los grandes misticos, avatares y sabios, han ido a las montañas en donde han permanecido en cuevas o incluso en las altas cimas, en donde han obtenido los mas altos conocimientos, sobre la realidad que subyace sobre esta mentira que llamamos vida , mundo y universo. Ramana Maharsi y la montaña sagrada de Arunachala entre otros muchos que han tenido esa llamada de las montañas, es otra forma según la vida de darnos a entender el extraño poder que encierran las montañas. Jesus fue al desierto y luego fue sacrificado en el monte Carmelo en donde el poder de dios lanzó un rayo y quebró el templo. O también Bodhidarma meditó durante 7 años en los Himalayas para luego llegar a china y fundar multiples monasterios que darían inicio al budismo Chan o chino y que luego al llegar a Japón se le conocería como budismo Zen. No es un requisito indispensable subir a una montaña para iluminarse, pues Buda se iluminó en Bodgaya que si bien no es alta montaña, si está cerca de las estribaciones del Himalaya. En Australia los aborígenes del desierto también tienen sus montañas sagradas, por alguna razón la intuición y la sincronízidad, de las almas más evolucionadas nos han enseñado que algo existe en las montañas, que nos facilita la conexión con el ser interior. Así del mismo modo la biblia está llena de viajes a las montañas desde Abraham, Moisés, Enoc, Ezequiel, y otros. También las montañas por sus características, son lugares especiales para ver ovnis y donde estas aeronaves se pueden dejar ver con más facilidad y aterrizar.

En España, más concretamente cerca de Barcelona está Monserrat donde muchos advierten ver ovnis, y con bastante frecuencia se juntan grupos de contacto. Los volcanes también son montañas con unas características muy especiales y cuyo carácter sagrado comprenden muy bien en Oceanía y otros lugares. También en México se advierte esa conexión entre volcanes y aeronaves imposibles, o luces extrañas que se dejan ver. Pero ese, es otro tema. Mas aquí estamos concentrados en el poder mineral, esotérico y espiritual, que las montañas ejercen sobre la conciencia y la capacidad de conectar con la realidad espiritual, del ser humano. Por ello, hacer mención al monte Athos en Grecia, donde existen una gran cantidad de monasterios incrustados en las propias rocas y de muy difícil acceso, que me recuerdan a las construcciones de las tribus Anasazi de Centroamérica. Se cuentan por millares los monasterios y templos que están ubicados en las cimas de las montañas. También algunas de las apariciones marianas más reconocidas, han tenido lugar en altas montañas como es el caso de la Virgen de Lourdes, en los pirineos franceses muy cerca de la frontera con España, en donde en una cuevecita, junto al rio tuvo múltiples experiencias la joven Bernadette con una preciosa dama que portaba un manto de color azul claro y se le presentó como la inmaculada concepción. Así a lo largo de la historia, vemos como las altas montañas han servido de punto de unión entre el hombre y las más altas cualidades espirituales que ha alcanzado a configurar en su realidad manifiesta.

 

 

LA LIBERTAD DEL SER

El principio y la finalidad de GOAM es conseguir que cada ser humano por sí mismo ejerza y sienta la libertad de convertirse en un ser en conexión con su propia divinidad.

Cada ser ejerce su intención de liberar a la humanidad desde la propia individualidad y sabemos y somos conscientes que todos los seres humanos poseen la facultad de conectarse con su propia divinidad para transformar el mundo conocido en un lugar bello y perfecto. El proselitismo pertenece al ámbito del ego de la dualidad, de la no consciencia y del miedo. Desde Goam expresamos que cada ser humano es libre dueño de su propio destino, por ello reconocemos que este modo de oración es un acto de libertad y como tal no requiere de ninguna iniciación ni dependencia en ningún ámbito de la realidad, sea físico, psíquico o espiritual. Creemos en la energía del corazón que sin subordinación manifiesta todo el potencial posible.

Las órdenes religiosas, sectas y asociaciones quedan atrás, también nos desmarcamos de las filosofías y conclusiones de la nueva era. Por ello, nos emmarcamos en un grado de expresión que fluye a través de la no acción, con lo cual nuestro sentido de agrupación es un simple acto de compartir una intención clara y libre de mejorar a toda la humanidad sin excepción para que camine hacia su propio despertar , y conocimiento como especie que puebla y coexiste en el universo, con infinidad de especies y razas que viven y pueblan todo el universo conocido y por conocer.

Todos los seres vivos merecen coexistir en libertad y relacionarse y desarrollarse como su naturaleza esencial se muestra. Desde aquí enviamos el deseo de deshacer los obstáculos que nos mantienen atados a la rueda del samsara y que tras los velos de maya, nos impiden conocer la realidad y la verdad de nuestra primogenia y esencial meta en esta vida, que es el crecimiento y la completa perfección en comunión y sincronía con el medio en donde nos desarrollamos.

 

 

 

LIBRO DE ORACIÓN

 

Desde las altas montañas que el paisaje de la vida a puesto en nuestra realidad, manifestamos y creamos solidaridad, cooperación, sanación y conciencia para todos y cada uno de los seres vivos que pueblan este maravilloso e infinito universo, para que desde su propia individualidad y esencia manifieste todo lo mejor que sus pensamientos y su intención sea capaz de generan para el beneficio de todos.

Con el poder que nace de nuestro corazón y la visualización de los más puros, simples y dignos pensamientos que somos capaces de generar, conectamos con nuestra voluntad para que a través de nuestra voz y las palabras que pronunciamos, la energía comience a transmutarse. Para que, cada átomo y cada partícula que forma el universo nos escuche y nos obedezca en cada acto de voluntad, Que las ondas, las vibraciones y las moléculas sean un eco de nuestra intención de llevar al universo hacia su propia evolución, en un acto de amor.

 

Desde las más altas montañas de la tierra la humanidad unida, hace un llamamiento a su divinidad interior para que manifieste todo el poder esencial y verdadero que no sabe de obstáculos materiales, mentales ni espirituales. Desde esa esencia que “hace sin hacer”.

Desde el silencio de nuestro ser, hablamos y generamos la energía que nos hace vibrar en armonía con el entorno y con el poder del corazón y la melodía de la razón manifestar y hacer resonar al universo desde su propia esencia.

Nosotros la raza humana desde estos altos lugares de poder y visualizamos y hacemos conscientes que con nuestra intención y el poder de nuestro pensamiento estamos creando el mundo que se manifiesta. Por ello, cada movimiento sirve para generar algo, cada palabra cada respiración y con ese conocimiento estamos aquí. Visualizando y creando el mundo, más allá de las formas que no sabe de miedos, ni de engaños, que no conoce el odio, ni la culpa, y en donde la enfermedad y el hambre dejan de formar parte de nuestra realidad.

 

Sabemos y manifestamos que nuestros hermanos de África, Oceanía, América, Europa y Asia son almas encarnadas en cuerpos físicos, deidades todos ellos seres puros en su esencia y a cada momento que pasa más conscientes de su conexión absoluta con la divinidad. Esencia conectada con la energía universal que fluye en armonía y en perfecta sincronía.

Todo el universo es una sola alma. Por ello todo lo que no sea de esta pura esencia innombrable, desaparece y queda en la no existencia, pues es en si misma inexistente.

 

 

 

LOS ALIMENTOS

Desde estas cumbres mágicas que resuenan y amplifican nuestras energías, expresamos y visualizamos como la humanidad se deshace de todos los aditivos que estaban en las comidas, esos envases engañosos, producto de la avaricia que algunos tenían, desaparecen.

Los alimentos perjudiciales que camuflados sobre apariencias atractivas y sabores agradables, pero que en realidad esconden venenos, todos estos alimentos desaparecen de la realidad.

 

 

Esos lugares donde muchas especies animales, sufrían vejaciones comienzan a desaparecer. Y nosotros resonamos ahora para que todo ese mundo de dolor, que nuestros hermanos animales tuvieron que soportar quedan en la no existencia. Nunca más, una vaca, ni un pollo, ni un pato, ni un pez, ni ningún animal que haya servido como alimento, sufrirá una vida engañosa, manipulada y vejada, por el interés lucrativo y avaro. Pues esos humanos alcanzan hoy y aquí, la comprensión de lo que hicieron. La vida animal vale tanto como la humana todos los seres vivientes somos una unidad en coexistencia y codependencia en absoluta simbiosis, y el daño que sufre uno, lo sufrimos todos. Por ello manifestamos con nuestro corazón y desde estos lugares esclarecedores de la conciencia, la realidad de que todas las razas animales que fueron sacrificadas, nos perdonan y expresan su deseo de liberar a toda la humanidad de esos daños que les infringieron. Gracias Hermanos/as!!

 

Los cazadores ociosos que mataron por el simple placer de matar un hermano animal y obtener una recompensa en su ego, orgullo o reconocimiento social u económico, ahora se hacen conscientes de que obtener el marfil de un elefante o la piel de un león, les quita mucho más de lo que les da. Y estas almas, que por esos actos permanecían en la oscuridad ven la luz y comprenden la realidad que subyace tras todos los velos de la ignorancia. Y de este mismo modo, todos los animales que sufrieron el sacrificio involuntario, y que por motivos egoístas, avaros o de carácter social perdieron sus vidas y la culminación pacifica o transcendencia a otro plano, perdonan a sus ejecutores. Ellos permanecen en paz, cazadores y animales salvajes hacen las paces y eso manifestamos con nuestra intención y nuestra visualización.

Desde aquí también observamos como los lugares de reclusión animal como zoológicos desaparecen y nunca más por el propio interés de observar y analizar a diferentes especies el ser humano esclavizara, y mantendrá entre rejas a sus hermanos animales , pues nadie merece vivir encerrado, y bajo la voluntad de otro ser humano, pues la humanidad camina hacia su propia evolución y eso conlleva que regresemos todos al verdadero sentido del amor, donde la comunicación con estos seres ancestrales vuelva a ser mental, telepática, como hace millones de años y esto es algo que lo digo ahora sin una base científica, y con la única solidez que me da la intuición y el saber que al vivir sin miedo ni odio, la ignorancia desaparece, y cualquier animal salvaje reconoce esa esencia y la respeta y sabe vivir en armonía con ella. Pues el ser humano, es capaz de manifestar su realidad desde su esencia divina y en ella, el dolor no existe. Por lo que nunca sufrirá daño alguno a través de ninguna especie, sea mineral, vegetal o animal.

En verdad somos energía, y despertando todas nuestras capacidades y reconociéndonos como lo que somos, es decir partes indiferenciadas de la divinidad absoluta innombrable e indefinible, no existe barrera o limitación que nos ocupe.

Ningún insecto nunca más nos transmitirá ninguna enfermedad ni dolor alguno, pues habiendo resuelto nuestras propias limitaciones cada especie comprenderá y estará en paz. Y de este modo ningún virus ni bacteria, vivirá en desarmonía, y desaparecerán las que nos hacen el mal, o revertirán su sentido de existencia y eso es lo que manifestamos que todas las bacterias y virus que han dañado a cualquier especie desaparecen y o cambian su modo de coexistir para empezar a colaborar de un modo bello y benévolo para el continuo fluir de todo lo que vive y existe.

Todas esas etiquetas que fuimos poniendo a las desarmonías generadas con estas especies vivas, quedan en el olvido, nunca más el ser humano tendrá que sentir tristeza o miedo por estas cosas. Pues desde aquí desde estos lugares de resonancia y conexión, visualizamos y manifestamos la perfecta armonía de todas aquellas entidades, que por alguna razón que no alcanzamos a comprender, generaron dolor y sufrimiento. Ahora y aquí, todo eso, queda en la no existencia, y observamos, manifestamos y creamos una realidad, donde solo existe la paz y la armonía entre el hombre y los seres vivos que nos rodean, sean del ámbito existencial que sean.

 

Desde aquí, desde estas montañas y aceptando las bondades que nos otorga la madre tierra, permitiéndonos esta visión periférica, que nos concede una percepción global de cientos o miles de hectáreas a la redonda, podemos y somos más conscientes de la capacidad que la naturaleza nos otorga de amplificar nuestra intención y resonar de forma consciente para manifestar a través del corazón, y visualizar con la mente la realidad que vamos creando. Y de este modo, manifestamos que la humanidad nunca más va a valorar como una alternativa, el uso de las armas, y todas las guerras que por diferentes motivos han dado pie a continuar con el sufrimiento, y generar más dolor en el mundo, no son una alternativa. Y desde ahora sabemos que nunca más lo será en este presente eterno en el que vivimos y estamos. El sin sentido de empuñar un arma para matar o someter a un hermano sea de la religión, raza o ideas políticas que sea, nunca más, veremos  en la humanidad que esto sea una razón de peso para ejercer la violencia sobre nuestros semejantes. Este sin sentido desaparece, como el humo que se pierde en los cielos tras formarse en la hoguera. Así los conflictos fruto del miedo y del odio, también desaparecen y dejan de coexistir con la vida humana, el ser humano nunca más, desarrollará armas producidas por su intelecto. Ni la ciencia se volverá a poner al servicio de estas ineficaces opciones de destrucción, pues el que a hierro mata a hierro muere. El que siembra tormentas recoge tempestades. Y no esperes sembrar una semilla de olivo y ver brotar un manzano.

La humanidad desde este momento en el que decidimos que esto no siga existiendo lo eliminamos del plano material y físico, lo diluimos, se esfuma. Y desde ya, manifestamos la paz y la cooperación. Nunca más el sentido de someter a otros seres, o que a través del miedo y el odio, se generen actos que nunca traerán el amor y la concordia. Los ejércitos, las armas nucleares, las fábricas de armas, la producción de barcos de guerra, todo eso deja de existir en nuestra realidad, gracias a nuestra intención. Y cada vez más unidos los seres humanos en esta realidad de paz, cooperación y entendimiento, todos juntos se dirigen con las manos unidas y formando un circulo hacia su propia evolución. Esas mentes humanas que por su incapacidad de comprender los verdaderos valores y el sentido de su existencia, se vieron envueltos en dar cabida a estos conflictos y verlos como reales, comprenden ahora y hacen conscientes esas barreras que les impedían observar la verdad y trabajar su existencia desde el amor que nace de su corazón, se disuelven. Y así, ven el mundo con esos ojos llenos de amor y respeto hacia sí mismos, y hacia todos los seres vivos. Nunca más el sentido de la uniformidad, y el espíritu gregario por un fin, que lleve al dolor a sus hermanos semejantes. Pues el daño que le haces al prójimo, te lo haces a ti mismo. Así, estas gentes cuya esencia es pura y sincera, se manifiesta y les lleva a trabajar por la unión y la paz y hacia la libertad. Pues liberándose uno a sí mismo, libera al universo entero.

De este modo, lo que fue un metal para hacer un carro de combate, se convierte ahora, en plato y una cuchara para alimentar a quien lo necesita. Y el metal que sirvió para forjar armas ahora sirve para realizar las estructuras solidas de casas que cobijaran las almas de los hermanos y hermanas, que han venido a acompañarnos en esta vida.

Las banderas y las fronteras nunca más servirán para separar o enaltecer el orgullo que separa y crea distinciones, y si para mantener esas características que dan arte y belleza singular a toda la humanidad pues en esas diferencias existe belleza. En la diversidad de aromas, sabores, colores y formas, el espíritu eterno juega como un artista a dar movimiento, ligereza y claridad. Pues si existen diferentes colores en la pigmentación de la piel y diferencias entre los seres humanos, estas deben servir para engrandecerlo y no vejarlo y menospreciarlo. Siempre se puede aprender algo del otro, y la verdad es que en toda esta diversidad también se manifiesta la igualdad.

 

Conforme ascendemos en la comprensión de las verdades espirituales, el mundo de fragmentación va simplificándose y lo que a los ojos de la materia aparece distinto a los ojos del espíritu aparece como igual. Y si miramos con los ojos del eterno, solo él es verdad, único en su esencia, somos uno en él. Aunque con el intelecto y con palabras no podamos ni explicarlo ni comprenderlo, pero sí, saberlo y manifestarlo. Pues esta realidad, por su particular forma de expresarse nos vela ese conocimiento. Entonces eliminando el miedo y el odio, la ignorancia desaparece y todo se hace sin hacer, desde ese fondo intuitivo, en sincronía y perfecta interacción, con la profundidad del ser que todo lo abarca y todo lo mueve.

 

 

Desde estas cumbres que tocan el cielo, y nos permiten conocer como es el aire puro, manifestamos que a partir de ya, la humanidad es más consciente de la polución que generó y ya los motores que se movían con petróleo van a dejar de contaminar, ya se usan motores limpios sin ejercer ningún problema al medio ambiente ni a los cuerpos que inhalan esos residuos sólidos, pues las ciudades y las nubes negras que oscurecían el aire y creaban diversidad de enfermedades y hacían a sus habitantes llevar unas vidas con menor calidad, van desapareciendo y en todas las ciudades y en todos los lugares del planeta los vehículos y motores contaminantes desaparecen y se trasforman en motores limpios que generan aromas y virtudes al quemar las materias que los hacen funcionar. Asi podemos respirar hondo en cada calle cualquier ciudad, y México Df, Beijín, Hong Kong, Moscú, New York, Madrid, Barcelona, Londres, Lima, y todas las capitales del mundo y sus habitantes pueden llenar tranquilamente sus pulmones con el aire fresco que se respira en cada palmo. Y de ahí que en estas ciudades cada día, la gente esté más feliz y sonriente, pues ya no es un daño, sino que las propias autoridades y gobernantes han decidido ayudarse a sí mismos y a quienes decidieron representar. Y estos, hacen todo lo posible, para que cada factoría, cada industria del sector que sea que tengan la suerte de tener en la ciudad, siga proveyéndoles de los beneficios que esta les daba, habiendo desaparecido del ambiente esos contaminantes que se llevaron de esta vida y obstaculizaron a muchos de sus habitantes. Ahora ya conscientes todas las familias que fueron damnificados y sufrieron, perdonan a estas autoridades políticas y estos empresarios y administradores. Y ambos se miran con aceptación, amor y sin rencor ni ira. Pues saben que perdonando, la energía seguirá haciéndoles más fuertes, más felices y mejorando sus vidas.

Nunca más veremos ya, pues manifestamos que los mares nunca más canalizaran la radioactividad que no se quiere declarar. Ni los desechos tóxicos, que algunos que no eran conscientes del daño que causaban tiraron al mar. Ahora ya, esos fabricantes cambiaron su modus operandi y decidieron, que no es necesario crear ese mal en el mundo. Pues valoran y comprender que es mucho más importante, el generar buenas acciones. Y que el acumular riquezas, a cambio de perjudicar a los hermanos y hermanas del mundo, no es un buen negocio, ni a corto ni a largo plazo y con ello todos esos desechos que se tiraron al mar, ya fueron limpiados, con el mismo dinero que generó ese acto, fruto de la inconciencia. Y todas esas plantas marinas, esos animales acuáticos, esos damnificados que por la falta de conciencia de unos, sufrieron ellos, enfermedades y malos momentos en la vida. Todos perdonan y se unen alrededor de una mesa para compartir el pan, el agua y la comida libre de impurezas, pues sus pulmones ya limpios de contaminantes y sus alimentos ya limpios de impurezas, traen estabilidad y coherencia a sus actos y sentimientos. Y por lo tanto, pueden sonreír desde el corazón con sentimientos de agradecimiento y cordialidad.

 

Desde estás montañas, desde donde la visión periférica se parece tanto al modo de visión de las aves que flotan y bailan en los cielos, con esa visión del águila manifestamos que la humanidad nunca más tendrá que soportar el engaño y la manipulación a través de los medios de comunicación. Tanto prensa, televisión radio, internet, o los sectores del cine y la música, todos ellos, ya abren sus ojos a la verdad, sus corazones se llenan de amor, y el cine de terror así como las películas de violencia o de acción y bélicas dejan de existir, y dejan de producirse. Ese sector, comprende del poder que subyace tras esas manifestaciones artísticas y comprenden que la humanidad merece algo más de amor y que con su poder de creación, ese cine destruía su futuro y su presente, de modo que su realidad se veía socavada, estafada. Ahora habiendo despertado la humanidad y desde esos sectores artísticos y creativos dan un giro para traernos conocimiento y belleza, amor, solidaridad y cooperación a la raza humana. Los productores musicales ya no trataran nunca más de crear mensajes subliminales que distorsionen las mentes de los más jóvenes, pues saben del inmenso poder de la música, y lo usaran para crear estabilidad y coherencia en las mentes jóvenes y adultas que se cerquen a escuchar músicas que engrandezcan el espíritu humano y los sentimientos de amor, paz y solidaridad. Así como esas energías curativas y regenerativas que la música tiene el don de conceder a todos los seres vivos.

 

Los medios informativos, ya dejando de manipular con las verdades veladas u ocultación, nos transmiten la verdad y nadie en el mundo tendrá secretos que puedan impedir el despertar de la especie humana, y toda la verdad del universo saldrá a la luz, y la raza humana sabrá; quien es y para que esta en este planeta. Los secretos ancestrales y la ocultación se disolverán y todo será visible para el ojo y el corazón humano, en un nivel físico. Esto acrecentará y está ya acrecentando el nivel de conciencia y nos anima a seguir mejorando como especie.

Las personas que dirigen el devenir del mundo entre bambalinas, todos esos nombres que aparecen en los periódicos, como banco mundial, FMI, grupo Bilderberg, Comisión Trilateral, ONU, etc. etc., se pondrán al servicio de la especie humana y serán adalides del mejoramiento y prosperidad física y psíquica de la humanidad. Así como, servirán a que la humanidad siga evolucionando espiritualmente, desde la verdad, la conciencia y el conocimiento. Todos esos líderes espirituales, sean de la religión u órdenes espirituales que sean, transmutaran sus debilidades y en su propia pureza y conexión con la energía divina de la que todos somos participes, ayudaran a la humanidad desprendiéndose su sentido de guía y como una unidad, harán sin hacer, pues la humanidad ya consciente y habiendo alcanzado su perfecta sincronía con la verdad y el entorno, será capaz de guiarse sin mediadores externos, pues cada ser desde su propia individualidad y consciencia será capaz de saber que quiere, y que necesita en cada momento, en absoluto respeto y armonía con todo su entorno.

 

Así la comunicación telepática recobrara su importancia, la clarividencia, clariaudiencia y todos los poderes psíquicos volverán a ser parte natural de todos los seres. Y todos amaremos al prójimo como a uno mismo. El sacrificio de Jesús aceptado, nos habremos perdonado. Y eso, ya está sucediendo.

 Desde aquí desde estas altas montañas lo estamos visualizando y manifestando. Ya es una realidad, que está sucediendo, y la observamos. Cada paso que damos es en esa dirección. Cada movimiento, cada respiración se dirige en esa dirección.

Gracias, gracias gracias, a todos los seres vivientes del reino mineral, vegetal, animal, y eterico.

A todos los reinos del universo y seres que nos escuchan y observan desde cualquier lugar, la humanidad está desertando y ahora lo estamos manifestando.

Gracias a las montañas, gracias a cada habitante de la tierra y de todos los planetas del universo, gracias a cada átomo, a cada célula. Gracias, gracias, y gracias.

 

Me doy gracias a mi mismo, por permitirme estar aquí y ahora. Y mil gracias a todos vosotros, pues habéis sido mis maestros en este camino de la vida. Con cada cosa que habéis dado o dicho me habéis mostrado un poquito más, de mí mismo. Y eso, me ha servido para comprender que desde esta montaña, quiero lo mejor para todos, sin distinción.

 

Con todo mi amor y respeto. Así sucede, aquí y ahora.

 

Palabras imágenes selladas lanzadas al universo desde esta cima desde la veo el cielo estrellado y la cielo iluminada.

 

Bendiciones a todos los seres.

 

 

 

 

 

 

 

0051